Articulos Politicos mas Recientes:
19/01/2019 Imbeciles y Prebendarios (por Enrique G. Avogadro)


05/01/2019 Eu sou voc amanh (por Enrique G. Avogadro) :::

22/12/2018 Piedra libre, Enrique y Sebastian (por Enrique G. Avogadro) :::

.. ..

Todo pasa y

 todo queda

Gabriela Pousa
 


Pero no era la felicidad, era tan slo una tregua.
Mario Benedetti



Ante todo, debera aclarar que estas lneas no pueden considerarse sino como un aporte al gobierno nacional. De no ser interpretadas de ese modo, entonces, basta decir que son apenas conjeturas que no intimidan y mucho menos desestabilizan (ver, al respecto, reciente jurisprudencia).

Por qu esta aclaracin? Pues porque cualquier opinin manifiesta que no concuerde con el deseo del matrimonio que ocupa la presidencia, parece tener acceso directo a alguna lista donde el oficialismo aglutina conspiradores, desestabilizadores, etc. Lista que por cierto, es cada vez ms extensa. En breve, poca ser la diferencia entre esta y la gua, sumando claro est, las pginas blancas, las doradas y las pginas amarillas

Entre tanto, todo pasa y todo queda, como dice el poeta. La mejor exgesis del llamado nuevo escenario poltico nacional, la da una sola imagen ratificando aquello que suele decirse cuando se le adjudica mayor definicin que mil palabras: a escasos minutos de la asuncin, el flamante Jefe de Gabinete, se sent entre medio de Julio De Vido y Ricardo Jaime.. Una perfecta fotografa de la realidad.

Ms all de sus manifiestas buenas voluntades, que en poltica lamentablemente no gravitan, Sergio Massa inaugur su asenso con una suerte de ctedra sobre los beneficios de la nacionalizaci n de Aerolneas Argentinas. Como si el cargo no lo hubiera sorprendido, como si hubiese estado estudiando el libreto a recitar con antelacin a aquello que se present a la ciudadana como medida sorpresiva ante un portazo inesperado para quienes habitan la residencia de Olivos.

En algn momento habr que detenerse a analizar por qu todo cuanto sucede tiene un tufillo diferente a cmo se lo vende

La llamada oxigenacin pedida por diferentes sectores de la sociedad tras la, ahora asumida, derrota del kirchnerismo en el Senado deriv en la salida del inefable Alberto Fernndez capaz de conmover peligrosamente, aunque sea por un instante, con su crtica sagaz a ciertos des-manejos de los ltimos conflictos en el seno del poder, dilatados pero no resueltos, es decir, tratados al mejor estilo K. Estilo que sigue en su apogeo sin que se lo haya abandonado jams.

Ahora bien, el primer sntoma a tener en cuenta es la desmedida algaraba por una partida, (posiblemente maquillada o furtiva), y el arribo de Sergio Massa como si este llegara con una varita mgica a renovar en forma inmediata la funcin pblica. Es obvio que los argentinos necesitan aferrarse a una esperanza con desesperacin casi malsana. Basta observar cmo el vicepresidente, Julio Cobos, se transform en hroe de la noche a la maana, para entender la conducta social caracterstica de un pueblo sumido en la carencia, y anoticiado tardamente del fraude que represent votar a Cristina Fernndez si daba lo mismo no votar, y que Nstor Kirchner siguiera, como sigue, en su lugar.

Los signos de madurez que, de tanto en tanto, algunas manifestaciones populares dejan aflorar, no terminan de afianzarse, y se pasa raudamente de la crisis a la naturalidad. Es cierto que los procesos de transformaci n social siempre fueron largos, con un sinfn de vaivenes en el medio de la trama donde se suelen gestar. En ese sentido es injusto juzgar cuando los cambios an no se han producido y hay asignaturas pendientes que saldar.

Este reemplazo de un funcionario o dos, con amenazas de algunos ms que se supone, antes o despus, tambin se irn es superficial frente al reclamo de oxigenacin. Y es que el problema central no son los nombres sino la permanencia de un modelo de hacer poltica, basado en la confrontacin, el apriete y la divisin social, que se perpeta sin que nada lo haya alterado y sin que la experiencia ensee o el fracaso convoque a la reflexin en vez de asentar la porfa del error.

No es Guillermo Moreno ni siquiera Luis DEla el problema. El problema es la metodologa kirchnerista cualquiera sea quien la ejecute ms abajo o ms arriba. Ni el INDEC, ni las retenciones, ni las tarifas o la nacionalizaci n de Aerolneas son conflictivos por s mismos.

Las demandas perentorias de la gente desodas, los inocultables traspis, el visible rumbo cuesta abajo en el que vamos no han generado reacciones consecuentes con un cambio. Posiblemente, pretender que la sociedad poltica y conyugal que dirige a la Argentina, reaccione frente a lo evidente es pedir una transformaci n estructural, para la cual han demostrado, innumerablemente, absoluta incapacidad y desgano soberano.

Ante el estallido del conflicto, apenas si responden con un retiro espiritual en El Calafate, un silencio que dura entre 48 y 72 horas no ms, y la ratificacin del estilo K con redoblada apuesta a un modo de gobernar y de vivir, el cual si se quiere es an ms complicado y difcil de alterar. La crispacin, la altanera y la estrategia del as en la manga mantienen a la ciudadana en un estado de incertidumbre que no le permite definir si creer y apostar, regresar al hasto o mantenerse alerta porque puede llegar, en el momento menos pensado, la estocada final.

Lo cierto es que, en el mientras tanto, todo pasa y todo queda. Pas la glorificacin de Alfredo De Angeli cuyo paradero ni siquiera se sabe ya, pas la ausencia en el escenario de Nstor Kirchner generando una inexplicable sensacin de regreso al llano, situacin impensable tratndose, nada ms ni nada menos, que del artfice del estilo K, pas el festejo del campo al tamizar que, sin poltica agropecuaria con reglas de juego definidas y respetadas, no hay forma de progresar, pas el vendaval de oxgeno y excitacin que provoc en el Senado una oratoria sin gritos ni agravios desempatando a favor del reclamo social

Pas tanto en realidad que los almanaques parece que hubiesen dejado caer hojas en cantidad, y sin embargo, fueron pocos das, un par de semanas, nada ms. Y todo est maquillado pero esencialmente igual. No se trata de pesimismo ni de profeca porque definir lo que vendr es casi un enigma, un rompecabezas con fichas que no encastran para avizorar un escenario de progreso y paz u otro de conflictividad que derive en una nueva batalla campal.

Lo cierto es que, el sector agropecuario, aport mucho ms que un reclamo sectorial. Leg una radiografa sin distorsin de la metodologa kirchnerista incapaz de variar por su naturaleza intrnseca.

Si las voces que se sumaron al grito rural acallan creyendo que, alterando nombres en un gabinete que no gestion jams, las soluciones ya estn; antes de lo pensado volveremos a encontrarnos sealados, etiquetados y vueltos a convertir en enemigos desprevenidos en medio de una guerra que slo en apariencia haba cesado. Sino, por qu, en Balcarce 50, sigue acumulndose arsenal?

Se disparan entre ellos con agravios, y afanosamente se busca la figura capaz de devolver alguna suerte de unidad que slo la mentada caja oficial, cuando estuvo abultada, pudo conquistar.




Warning: Cannot modify header information - headers already sent by (output started at /home/www/alfinal.com/include/header.php:148) in /home/www/alfinal.com/politica/todopasa.php on line 166
JFIF>CREATOR: gd-jpeg v1.0 (using IJG JPEG v62), default quality C    $.' ",#(7),01444'9=82<.342C  2!!22222222222222222222222222222222222222222222222222" }!1AQa"q2#BR$3br %&'()*456789:CDEFGHIJSTUVWXYZcdefghijstuvwxyz w!1AQaq"2B #3Rbr $4%&'()*56789:CDEFGHIJSTUVWXYZcdefghijstuvwxyz ?ˢWFQ4-2#b ẑmuג Lҗ۹H '8,iˠiKXt/4Wr\>$9ylUX(kXd?ouUL,M'R]AݹZ8eAcv9p;,sTS%q3Ff]Čl,i܌5Rv`rWgþ&/#ud c,3z~Ukjvt֨%ʁ$ Q=OIkE̖|\'WpQTݝ(AӖ=Dq*#p\FFpWo#,ܜezT͠8+"|?ෆ Hs"xArNH8pt.ep +WCV;ɧ va 6@O;G5oiz #@dY ʷ >9@Qc(nm崺u4.cu8`pFGtVnyϴo)`yfNpOAmh-Ev&^Lk& $bLg&G)&yi&kL[R}p2gݤ9j(AEPEPEPEPBj<+_(Qz=zj޿ڽgDj.n|MfJf?/6yq ,FJ’@(Ϩ]\X.{]Jmn9>Z9W` j<{9HУGThz0/^yi >8DVr s4QBI1J(Re 2=AcZs<цPGeP@gE+&"[rfxʠO^yYTQBIl^#`$CC)L(exY'YxMWA NfKg'` }s%teg)S0:z ϢU $ׯM[6ZĊ]BÎ A}+ \H8Qƈ ¨zsU(vgoy^q{]_i:d۬{Hϩ gh :u_Iyy/q&7йp6ej;=Q1<[c3EVZFuۿa0|rpp* NNYEΡeHDpFU㊩E 5%ԧ>s:ΡF AP_jZ5ԻQc@*Z,(b ( ( (?
 

COMENTAR ESTE ARTICULO
Su Nombre
Su email
Comentario
 
(El comentario ser evaluado previo a ser publicado en la pgina con su nombre + email) Las respuestas, aparecern en la pgina consultada
Enviar Mensajes Pblicos Enviar Mensajes Pblicos
Articulos ms leidos
: : : TORAX OSEO
: : : ETMOIDES, ESFENOIDES, PARIETALES, OCCIPITAL
: : : Arteria Aorta y sus ramas
: : : Nutricion, Energia y Metabolismo
: : : ARTICULACIONES
: : : Arteria Aorta y sus ramas
: : : GENERALIDADES DE MUSCULOS. MUSCULOS DE LA CABEZA
: : : MIEMBRO SUPERIOR OSEO
: : : Trabajo Practico Nº2 d
: : : Aparato Digestivo II
: : : MUSCULOS DEL TÓRAX, LA PELVIS, MIEMBROS SUPERIOR E INFERIOR
: : : Trabajo Practico Nº2 d
: : : Sistema Nervioso
: : : HUESOS DEL CRANEO: Temporal
: : : La célula
: : : MUSCULOS DEL CUELLO
: : : Trabajo Practico Nº2 a
: : : Trabajo Practico Nº1
: : : COLUMNA VERTEBRAL
: : : CINTURAS PELVIANA Y ESCAPULAR
: : : MIEMBRO INFERIOR
: : : Aparato Digestivo
: : : Aparato Digestivo
: : : Huesos de la CARA
: : : Aparato digestivo
: : : La piel - Esqueleto Oseo, Crneo: el Frontal
: : : Trabajo Practico Nº2 a
: : : Cul es tu dosha ? (Ayurveda)
: : : Tabla de indice glicemico
: : : Consecuencias de la alimentacin inadecuada
: : : Cirugia adenoidea (de las vegetaciones adenoides)
: : : Nervio olfatorio I primer par craneal
: : : Vrtigo y enfermedad de meniere
: : : Cirugia de amigdalas
: : : Sindrome y Cefalea Tensional
: : : SERC betahistina
: : : Abceso o flemn periamigdalino
: : : Adenoidectoma en paciente con Hemopata de VON WILLEBRAND
: : : Sindrome de Samter
: : : Hipoacusia Sbita
: : : Nervio optico, el segundo par craneal
: : : Sindrome de Beckwith Wiedemann
: : : Amigdalas (palatinas)
: : : Adenoides o crecimiento de tejido linfoideo detras de la nariz
: : : Argentina es el Tercer Mundo con gente bien vestida y rostro bonito
: : : Test de lesbianismo
: : : Principios bsicos de electricidad
: : : La comunicacin
: : :
Alfinal.com no se responsabiliza por el contenido de los artculos publicados.
Si el contenido de algun artculo ofende a terceros, comuniquelo a Alfinal.com
www.alfinal.com - Todos los derechos reservados 2012